Policía denuncia plan terrorista en Honduras

El presidente interino de Honduras, Roberto Micheletti y el general Romeo Vázquez, asisten el jueves  al funeral del coronel Concepción Jiménez.
El presidente interino de Honduras, Roberto Micheletti y el general Romeo Vázquez, asisten el jueves al funeral del coronel Concepción Jiménez.

efe

La Policía Nacional hondureña denunció el miércoles un supuesto plan de la izquierda radical para asesinar y secuestrar a empresarios y miembros de ese cuerpo y de las Fuerzas Armadas, aunque no lo relacionó directamente con los crímenes de este tipo ocurridos en los últimos días en el país.

“Nosotros hemos decomisado y tenemos en nuestro poder un plan que ellos tenían y que, de alguna forma, sí manejaban la eliminación de policías y secuestro de empresarios y eliminación de oficiales de las FFAA”, aseguró el comisionado de la Policía Nacional, Danilo Orellana, a la emisora HRN.

El domingo unos desconocidos mataron a tiros en Tegucigalpa al coronel de las Fuerzas Armadas Concepción Jiménez y fue hallado el cadáver de Enzo Micheletti, un sobrino del presidente de facto, Roberto Micheletti, también asesinado, mientras que ayer fue secuestrado el ex diputado y empresario retirado Alfredo Jalil, padre del viceministro de Defensa del gobierno de facto, Gabo Jalil.

De momento, pese a las sospechas en sentido contrario de muchos hondureños, las autoridades han indicado que las principales hipótesis sobre estos hechos apuntan a la delincuencia común y han evitado relacionarlos con el conflicto que vive el país tras el golpe de Estado del 28 de junio contra Manuel Zelaya. “Esperemos que no haya ninguna vinculación porque indica que ellos estarían actuando con ese plan”, declaró Orellana a HRN, aunque matizó que “tampoco se puede descartar esto”.

“Hemos escuchado aalgunos dirigentes radicales en algún caso que amenazan con que van a destruir la empresa privada, que es la columna vertebral de la economía de este país”, añadió el oficial, jefe de la operación de seguridad que el gobierno de facto mantiene desde el derrocamiento de Zelaya.

Los seguidores más radicales del presidente depuesto han rechazado toda vinculación con estos hechos y han reiterado que su lucha es pacífica.

Ayer, la esposa de Alfredo Jalil, Gloria Mejía de Jalil, relacionó directamente su secuestro con el presidente depuesto, a quien pidió su liberación.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s