Refuerzan controles de entrada a EEUU

Pasajeros pasan los controles de seguridad en el aeropuerto Metropolitan de Detroit, en Romulus, Mitchigan (EEUU), el 26 de diciembre de 2009.
Pasajeros pasan los controles de seguridad en el aeropuerto Metropolitan de Detroit, en Romulus, Mitchigan (EEUU), el 26 de diciembre de 2009.

JEFF KOWALSKY / EFE
Por Agence France Presse

WASHINGTON

Estados Unidos reforzó el domingo sus medidas de seguridad en pasajeros que llegan del exterior, e implementó controles más estrictos para viajeros provenientes de países que Washington acusa de apoyar el terrorismo.

Diez días después del fallido atentado contra el vuelo Amsterdam-Detroit, las autoridades anunciaron que la decisión se inscribe en una campaña para implementar ‘‘medidas de seguridad sostenibles a largo plazo”.

La directiva de la Administración estadounidense de la Seguridad en el Transporte (TSA) ordenó un control reforzado de todos los pasajeros provenientes de los países considerados como patrocinadores del terrorismo “o de cualquier otro país involucrado”, aunque la lista no fue precisada.

Un alto funcionario dijo a la AFP que las medidas incluyen a todo viajero que provenga o haya pasado por 14 países, incluidos Afganistán, Libia, Nigeria, Pakistán, Somalia y Yemen.

La fuente rehusó revelar cuatro países.

La directiva atañe a todas las aerolíneas, estadounidenses o no, y se hizo efectiva a partir de la medianoche del domingo.

“Los individuos de cualquier parte del mundo que lleguen a Estados Unidos, provenientes o que hayan hecho escala en naciones que son Estados patrocinadores del terrorismo o en otros países relacionados, deberán someterse a controles más estrictos”, señala el texto de la TSA.

Cuba, Irán, Sudán y Siria son los cuatro países que figuran en la lista de Washington sobre Estados que patrocinan el terrorismo.

Para los extranjeros se prevé un mayor uso de tecnologías avanzadas de control de pasajeros y sus pertenencias.

“Una seguridad aérea eficaz debe comenzar más allá de nuestras fronteras y como resultado de una cooperación extraordinaria con nuestros socios en la aviación mundial”, enfatizó la TSA en un comunicado.

El sitio de información Politico, que cita a un alto funcionario del gobierno, dijo que el “100 por ciento” de los pasajeros nacidos o que llegan de esos países serán sometidos a un registro corporal “completo” y a la inspección “manual” de sus efectos personales.

Según indicó Politico, “un porcentaje mucho más elevado de pasajeros de todos los países extranjeros” serán sometidos a estos controles más estrictos.

Por su parte, Estados Unidos y Gran Bretaña cerraron el domingo sus embajadas en Yemen debido a las persistentes amenazas de Al Qaida, después de que ambos países anunciaron más ayuda al gobierno para luchar contra el grupo terrorista tras un intento fallido por hacer estallar un avión estadounidense en Navidad, según reportes de la agencia Associated Press.

El enfrentamiento de Occidente y su gobierno aliado en Yemen con la rama local de Al Qaida en este país de la península Arábiga se volvió más relevante luego de que el nigeriano de 23 años detenido por el ataque fracasado, Umar Faruk Abdulmutalab, le dijo a los investigadores que recibió entrenamiento e instrucciones de integrantes de Al Qaida en Yemen.

El cierre de las embajadas llega luego del anuncio de Estados Unidos de que en el 2010 planea aumentar a más del doble su asistencia a este país empobrecido para ayudarlo en la lucha antiterrorista. Al-Qaida ha construido bastiones en partes remotas de esta nación montañosa donde el control gubernamental fuera de la capital es débil. El general David Petraeus, que supervisa las guerras en Irak y Afganistán, llegó el sábado a Yemen y se reunió con el presidente Alí Abdulá Saleh para analizar la coordinación en la lucha contra al-Qaida.

“Podrán también incluir tecnología de detección de explosivos o tecnología avanzada de imágenes, si esos recursos están disponibles”, agrega el sitio web.

El presidente Barack Obama acusó el sábado a la rama yemenita de Al Qaida de haber armado y entrenado al nigeriano que trató de hacer explotar un avión comercial en Navidad.

El 24 de diciembre, el nigeriano Umar Faruk Abdulmutallab, de 23 años, intentó hacer estallar un explosivo que escondía en su ropa durante un vuelo Amsterdam-Detroit. El incidente se impidió gracias a la intervención de varios pasajeros.

El hombre declaró a los investigadores que había estado en Yemen antes de viajar a Lagos y luego a Amsterdam, desde donde abordó el avión de Northwest Airlines con intenciones de hacerlo explotar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s